Súper zumos

 

Los zumos son buenos para la salud, fáciles de ­preparar, relativamente baratos y además están deliciosos. No es extraño que el negocio de los zumos naturales esté en auge 

 

Descubre los zumos: lo bueno y lo malo

Los zumos naturales son saludables y todos sabemos que beber zumo auténtico es mejor que beber sus alternativas azucaradas. No obstante, hay algunas cosas con las que tenemos que tener cuidado, incluso cuando elaboramos nuestros propios zumos recién exprimidos.

A continuación, la doctora Naras Lapsys, una reconocida dietista australiana, contesta a algunas preguntas habituales sobre esta deliciosa bebida.

¿Podemos beber todo el zumo que queramos?
“No. Acostúmbrate a beber agua como principal fuente de líquidos y come habitualmente fruta en su forma natural. Bebe zumos ocasionalmente y como un capricho saludable. Generalmente nos olvidamos de las calorías y no tenemos la impresión de que los zumos sean alimentos. Nunca nos tomamos tres naranjas seguidas, pero sí somos capaces de beber de un trago un zumo de fruta en unos segundos. Si tienes dos piezas de fruta en un zumo, está servida su ración diaria”.

¿Es bueno beber zumo todos los días?
“La fruta es una gran fuente de vitaminas y beber zumo es una forma sencilla de tomar dos piezas de fruta al día. Pero debes beber el tipo de fruta adecuada. Por ejemplo, un zumo grande puede incluir de seis a diez piezas de fruta, así que se puede considerar como un sustituto de una comida. Sin embargo, probablemente no llene como una comida”.

¿Cuál es la mejor elección para beber un zumo diario?
“Bebe un zumo vegetal pequeño o una mezcla de verduras y fruta. La elección ideal sería zanahoria, manzana y jengibre, elaborado con una sola pieza de fruta. Las zanahorias son dulces, pero tienen menos calorías y más o menos la mitad de carbohidratos que la fruta. El apio también sacia bastante y tiene pocos kilojulios”.

¿Son todos los exprimidores igual de buenos?
“Si deseas todos los beneficios de la fibra, pon las verduras y la fruta en una batidora y no utilices el exprimidor. Cuando vayas a pedir un zumo natural, asegúrate de que usen batidora y no exprimidor. Con los exprimidores, la bebida es más suave, pero eliminan toda la fibra beneficiosa”.

¿El zumo es bueno para los niños?
“En grandes cantidades puede provocar diarrea. Lo ideal es que los niños beban agua. Beber un zumo cada día puede hacer que los niños se encaprichen con los productos dulces para toda su vida. Ellos no lo necesitan. El zumo debería ser para los niños una costumbre semanal, ocasional y saludable. Por supuesto, es mejor darles un pequeño zumo fresco que un refresco con gas o una chocolatina. Intenta conseguir que los niños adquieran el hábito de comer fruta en su forma natural en vez de beberla”

¿Qué opina de los zumos con leche añadida?
“Tómalos siempre con leche desnatada y comprueba el contenido de calorías antes de pedirlo, a no ser que quieras engordar”.

¿Y los complementos ­vitamínicos de los zumos?
“No son dañinos y para el cuerpo es mejor que tomar dosis extras de chocolate. Pocas empresas productoras de comple­mentos tienen prue­­bas fiables de que sean beneficiosos para la salud. En vez de ello, come o hazte zumos de frutas o verduras con su piel, porque contienen una buena ración de antioxidantes. Por ejemplo, yo siempre me como la piel del kiwi ­después de lavarla bien. Intenta también utilizar fruta de distintos colores”.

 

  • Jose Luis

    Buen artículo sobre el valor nutritivo de los zumos,

    01/02/2016 01:24

Escriba su opinión

* campos obligatorios (la dirección e-mail no se publicará)

Autor*

E-mail*

URL

Comentarios*

Código*